CÓMO PINTAR CON SPRAY DE MANERA RÁPIDA Y FÁCIL 

¿TE ANIMAS A PROBARLO? 

Pintar con spray es bastante sencillo, pero si no tienes experiencia puede que la primera vez que la utilices sea complicado. A nosotros nos encanta la pintura en aerosol porque es muy versátil, puedes utilizarla para pintar cualquier objeto, tiene un secado muy rápido y el acabado es muy limpio.

 

PINTURA EN SPRAY

Si no sabes cómo pintar con spray,

no te preocupes, te contamos los básicos

para que no tengas ningún problema.

Antes de empezar a pintar, en el momento de la elección del tipo de pintura que vamos a utilizar, debemos definir qué vamos a pintar, ya que aunque sea una forma cómoda, rápida y limpia de hacerlo (nada de limpieza de brochas y disolventes), puede que necesitemos herramientas específicas. 

Por otro lado este formato es ideal para aquellos que aun teniendo algo de experiencia en el mundo de la pintura no son unos expertos ya que es mucho más sencillo conseguir un buen acabado. Se evita en gran medida el goteo o las marcas de la brocha.

CÓMO UTILIZAR EL SPRAY

No apliques la pintura inicialmente sobre la madera o el mueble que queremos pintar, haz una prueba con otra madero o incluso con alguna parte interior del mueble que posteriormente quede oculta. Esto nos permitirá ver cómo será el resultado final. Siempre será recomendable perder algo de tiempo en empezar de esta forma, y será imprescindible cuando vayamos a utilizar un spray que ya se haya utilizado anteriormente y lleve tiempo sin uso. Hacerlo así puede evitarnos mucho trabajo.

1. Coloca el spray entre 20 y 30 centímetros de la madera.

2. Aplícalo en líneas rectas de izquierda a derecha o de arriba a abajo, pero nunca alternando estas.

3. Siempre que estés pulsando el spray debe estar en movimiento, nunca debes tener el botón presionado mientras apuntas fijamente a una zona.

4. Entre pasada y pasada debe haber cierta superposición, aproximadamente un cuarto, es decir, tras una pasada, la siguiente debe en parte pintar sobre la anterior. Esto incluye también los bordes o esquinas de forma que una parte la aplicación se pierda en el aire o en el cartón que hemos puesto para evitar que otras cosas se manchen.

5. Para la aplicación de sucesivas capas debemos leer y respetar las indicaciones del fabricante.

Siempre es deseable que la primera capa no sea de pintura, sino de imprimación, y más aún en la madera. Esta es mucho más porosa que otras superficies y además absorberá mucho más humedad de la pintura. La imprimación no solo nos ayudará a cerrar el poro, también permitirá un mejor agarre de la pintura y por tanto también reducirá la necesidad de dar un mayor número de capas.

Para mayor información te esperamos en nuestras tiendas Makro Pinturas